EL CAMBIO CLIMÁTICO. Patinir, El paso de la laguna Estigia - 1515. Museo del Prado.
Hay diferencias que dan sonrojo

marzo

Escape room. En L’Ollería, hubo un albañil que se hizo popular. Batiste apostó con otro oficial quién haría, más rápido, un horno de fundir vidrio.

Ganó la apuesta. Pero como terminó la boca desde el interior del horno, quedó atrapado dentro.

Es una figura recurrente en España. Se me ocurre Azaña, quien -cual hábil encajera- consiguió aglutinar diferentes personalidades y partidos en torno a un proyecto, el de La II República Española.

Pero en la complicada coyuntura internacional de los años 30, D. Juan Negrín al estallar la guerra civil comprometió los destinos republicanos con la Unión Soviética; a resultas de lo cual D. Manuel quedó como figura decorativa. Un jarrón chino, y sin posibilidad de escape.

No le pasó únicamente a Azaña. El nacionalismo catalán, consolidado políticamente durante la república, estaba muy vinculado a ella -emocional y simbólicamente-. Con la internacionalización del conflicto -y pasar la guerra española a formar parte del frente internacional de la lucha antifascista- los nacionalistas quedaron atrapados, impidiéndoles romper los fuertes lazos que les mantenían unidos con Madrid.

Franco -gordito- se percató. Mantuvo estable el frente de Madrid hasta el final de la guerra. El 26 de enero de 1939 los nacionales entraban en Barcelona y dos meses más tarde -el 28 de marzo- en Madrid.


También Sánchez se ha enredado en su propia trama. Ha intentado, en una apuesta arriesgada, recuperar el terreno de la socialdemocracia, que Zapatero abandonó. Y convertir al PSOE en un hub (concentrador) de las fuerzas de izquierda y nacionalistas, sin descartar una nueva reformulación del Estado.

Pero le han fallado las elecciones catalanas. El resultado -la aritmética favorable a un gobierno soberanista- no le permite al PSC formar un gobierno (con ERC y PODEM) que establezca lazos en Madrid (con PSOE, PODEMOS y CIUDADANOS). Y le ha fallado la moción de censura en Murcia que habría posibilitado escorar la balanza de alianzas.

Algo parecido pasa,también, en el nacionalismo catalán; preso de sus juguetes de niño rico. Mucha puesta en escena, mucho dinero, mucha emocionalidad. Pero las elecciones les han dejado en un callejón sin salidas claras. Y con Puigdemont cada vez más parecido a CHUCKY.

Entonces, hay alguien ahí?, queda vida inteligente?… bueno, la excepción es el PNV.


estamos más cerca de la inmuidad del rebaño

– van a vacunar ya en serio?

– no, qué va!


Parece como si el conflicto independentista hubiese pasado a segundo plano. Ahora, los antisistema vandalizan las calles, destrozan el mobiliario urbano y saquean comercios, vigilados por policías, desbordadas, de gobiernos de izquierdas o de independentistas.

La estrategia de los nacionalistas catalanes, a partir del referéndum de 2017 y, posteriormente, con la formación del gobierno PSOE PODEMOS ha hecho evidentes sus limitaciones.

En Cataluña, las elecciones han sido estresantes para la sociedad y para los partidos y les ha llevado a una espiral distinta, pero parecida de la que venían.

El derechista Puigdemont mejoró las posiciones del independentismo emocional, estropeando las expectativas de alianzas entre la izquierda y la socialdemocracia. Por lo tanto alejándoles de una hegemonía en Cataluña que, a la vez, les facilitase establecer sinergias con el Gobierno PSOE- PODEMOS en Madrid.

Pero, por otra parte, el obsceno exhibicionismo independentista ha disparado el rechazo en el resto de España. Con lo que la formación de un frente político, a nivel español -capaz de forzar nuevos marcos políticos (federal o confederal)-, también ha perdido su oportunidad en el asalto al Estado.

Así que, cambio de táctica. Reemplazando la ostentación de esteladas por la brutal puesta en escena antisistema. Y poniéndoselo difícil a Sánchez, que tiene que hacer mil equilibrios para hacer banda. En una travesía en la que, hasta ahora, la derecha no tiene presencia; y los puertos de destino no están decididos.

¿Y el Estado? El Estado, colapsado en una dinámica de cuanto peor mejor, consecuencia de las ambigüedades del texto constitucional.


enero

Eres dueño de la carcasa. Lo de Google va del control y apropiación del tráfico de datos en la red. Y a continuación, la mercantilización y consolidación de su posición de dominio a nivel mundial.


Del Rigor en la Ciencia. Caramba con el lleidatà Suárez Miranda!, y sus atinadas observaciones.

«En aquel Imperio, el Arte de la Cartografía logró tal Perfección que el mapa de una sola Provincia ocupaba toda una Ciudad, y el mapa del Imperio, toda una Provincia. Con el tiempo, estos Mapas Desmesurados no satisficieron y los Colegios de Cartógrafos levantaron un Mapa del Imperio, que tenía el tamaño del Imperio y coincidía puntualmente con él.

Menos Adictas al Estudio de la Cartografía, las Generaciones Siguientes entendieron que ese dilatado Mapa era Inútil y no sin Impiedad lo entregaron a las Inclemencias del Sol y los Inviernos. En los desiertos del Oeste perduran despedazadas Ruinas del Mapa, habitadas por Animales y por Mendigos; en todo el País no hay otra reliquia de las Disciplinas Geográficas.»

Suárez Miranda, Viajes de Varones Prudentes, Libro Cuarto, Cap. XLV, Lérida, 1658.


Por fin me doy de baja en Orange! Harto de que me cobren sin darme un servicio, me cambio a los vascos de Virgin. De momento me llevan un descontrol total, friéndome a llamadas. Utilizan la estrategia de acoso de todos, cambiando de interlocutor y apremiándome sin respiro. Compruebo que la aplican igual con sus empleados. A Mayte, que se curró mi contratación, le levanta la faena un compañero que me dijo hablar en su nombre. Y Mayte se quedó a cuadros. Me ofrezco a dar las explicaciones en donde haga falta.

son muy simpáticos, me permiten elegir en qué idioma prefiero que me traten